Si se tomas el hábito de beber agua justo al levantarse de la cama por la mañana, puedes recibir sorprendentes efectos terapéuticos para varias enfermedades.  Algo tan trivial como el agua se usaba a la antigüedad como elemento terapéutico. Tiene su origen en la antigua medicina ayurvética, y se conocía como « Usha Paana chikitsa », el cual significa « tratamiento de agua temprano por la mañana , ». Este tratamiento permitía a la gente que lo realizaba, purificar todo el cuerpo, limpiaba el colon, y por lo tanto ayudaba en gran medida a la absorción de alimentos.

Durante la década de 1970 el doctor Fereydoon Batmanghelidj, re descubrió esta antigua práctica, y la sacó de nuevo a la luz. Y demostró que el agua tiene la capacidad de curar nuestro cuerpo de muchas enfermedades, como la diabetes, el asma, las migrañas, la presión alta, la artritis entre otros. Es decir, no solo mejora y limpia el colon, sino que permite purificar en gran medida el cuerpo.

Beber agua al levantarse es ideal para aquellos que mantienen una dieta saludable.

Mantener una dieta saludable y equilibrada, junto a una vida saludable es algo muy importante para el buen funcionamiento del organismo, y sentirte bien contigo mismo y a su vez evitar enfermedades. Pero des de estas investigaciones, se pudo demostrar que la comida sana no era suficiente, había algo incluso más importante que eso, y que de normal obviamos. El consumo de agua adecuado a lo largo del día.

El Dr. Batmanghelidj en 1979 estuvo 2 años y medio como preso político en Irán. Durante su estancia como preso político en la infame prisión de Evin, fue donde demostró los poderes curativos y milagrosos que puede otorgar algo tan simple como el agua. Trató con éxito a otros 3.000 reclusos que padecían úlcera péptica inducida por el estrés utilizando simplemente agua. A partir del 1982 pudo estudiar en Estados Unidos, y empezar a estudiar de nuevo sobre los efectos curativos que podía causar el agua. Investigó sobre términos como la deshidratación involuntaria del cuerpo. y mostró que mucha gente durante el día a día ignora las señales naturales de sed o se confunden con otras cosas, por lo que poco a poco a medida que pasan los días y los años, nos vamos deshidratando crónicamente y a medida que vamos envejeciendo, estos problemas pueden volverse muy serios y derivar en otras enfermedades.

No beber agua te hace vulnerable a enfermedades y otros problemas

Uno de los principales problemas que puede causar el no consumir suficiente agua, son problemas renales y de colon. Pero también hay investigaciones que muestran y sostienen que consumir mucha agua, ayuda a evitar en gran medida ciertos tipos de cáncer, como sería el caso del de vejiga y el colorrectal.

Incluso afecta al riesgo de enfermedades cardíacas coronarias, ya que se ha visto una relación en la que las mujeres que bebían cinco o más vasos de agua por día reducían en un 41% el riesgo a sufrir dicha enfermedad, en comparación a las mujeres que no lo hacían.

Si estás deshidratado, aunque sea un poco, y crees que tampoco te afecta en el rendimiento en absoluto, no es así, puede afectar a tu estado de ánimo ya tu función cognitiva. De hecho, según un estudio publicado en la revista Physiology & Behavior, los conductores que conducen deshidratados cometen el doble de errores durante un viaje de dos horas en comparación a los conductores que están hidratados correctamente.

Por lo que el consumo de agua no solo al levantarse, sino a lo largo de todo el día, evitando así estar deshidratado en ningún momento, es un factor clave a la hora de estar sano, y evitar futuras enfermedades de muchos tipos, a la vez que te permitirá estar mentalmente más activo y rendir al máximo en tu día a día.

Entonces, beber agua por la mañana es muy saludable,de hecho, combinar un correcta nutrición con beber agua d e forma habitual se ha demostrado muy beneficioso para evitar ciertas enfermedades, sobre todo cardiovaculares. Además, incide positivamente en el estado anímico de las personas, estando más positivas.