Facebook lanzó en la Argentina la plataforma Marketplace, una sección para comprar y vender productos a nivel local que comenzará a funcionar de forma gradual este mes. Para comenzar a usar el servicio, que ya funciona en 37 países, se debe hacer click en el ícono presente en la plataforma y después buscar los productos deseados a partir de filtros por ubicación, categoría o precio.

En tanto, para vender algo, se debe sacar una foto del artículo, describirlo y luego establecer el precio. Los compradores y vendedores podrán comunicarse fácilmente entre ellos mediante Facebook Messenger, explicaron desde la red social. Además, se asegura que ayudará a las personas a operar de forma segura con “consejos de seguridad, controles de privacidad y herramientas de informes fáciles de usar”.

“Sabemos que las personas ya usan Facebook para comprar y vender en su comunidad, y a través de Marketplace esto será más fácil”, sostuvo Karandeep Anand, director de gestión de productos de Marketplace. Según la empresa, alrededor de 550 millones de personas visitan grupos de compra y venta cada mes, y dentro del inventario actual, en los últimos tres meses, los vehículos, los muebles, la electrónica y las computadoras, son las categorías principales con que las personas interactuaron.

Facebook viene intentando hace años convertirse en un jugador importante del comercio electrónico, pero sin mayor éxito. En 2007 presentó Marketplace, pero en ese momento la novedad no tuvo éxito, y en 2009, transfirió el control al gigante Oodle, una plataforma que aglutina los “avisos clasificados” de sitios como eBay e incluso de los diarios, pero finalmente terminó cerrando el proyecto en 2014. En octubre de 2016, Facebook anunció un nuevo Marketplace, citando justamente el gran crecimiento de grupos organizados de compra y venta en su página, y dio a la nueva versión un mayor protagonismo en su aplicación principal, tomando la posición de navegación que previamente tenía Facebook Messenger.

En Argentina, además de Mercado Libre, también se mueve un gran mercado entre particulares en sitios como el tradicional Segunda Mano en su versión online, Yelp, Olx y Alamaula.